Los 10 mejores criterios para una “gran película”

Aquí tenéis una lista de 10 ingredientes necesarios para una “gran película”:

1.Una buena historia: Una gran película debe tener una buena trama que cuente una historia intrigante e inusual.

2.Suspense: Algún elemento de la película debe mantener a la audiencia en el borde y hacer que anticipen con impaciencia una solución.

3.Originalidad: La película debe presentar un nuevo concepto o idea que apenas haya sido explorada por sus predecesores. Una cierta cantidad de creatividad e innovación debe inventar contenido nunca antes visto.

4.Buenos Actores / Buena Cinematografía: No importa cuán grande sea el trabajo de los escritores que se le ocurrió una historia, debe ser correctamente ejecutado. Los actores deben convencer a la audiencia de que son los personajes que están retratando, y el equipo de cámara debe capturar las escenas de una manera que mejor ilustre la historia.

5.Mensaje Profundo: Dentro de la historia hay que poner en evidencia una moral o ética particular. *

6.Realismo / Precisión: Una gran película debe retratar los acontecimientos, la gente, etc., ya que están en una configuración de palabras reales a pesar de temas polémicos. Las acciones y las interacciones deben ser creíbles, plausibles y, por lo menos, algo relacionables.

7.Buen Marco: Los personajes deben colocarse dentro de un entorno que contribuya a sus acciones e interacciones al tiempo que enfaticen los temas y estados de ánimo de la película. El paisaje debe ser agradable a los ojos, mientras no se quite el foco principal de la escena.

8.Banda sonora: Suscribo fuerte al adagio “la música es el lenguaje del alma”. El sonido debe complementar las imágenes, pero también ayudar a transmitir la emoción de cada escena. Si estos dos aspectos se contradicen entre sí, cada elemento estará separado en oposicion al otro.

9.Composición: Todo debe ser arreglado de una manera comprensiva que sostenga la historia.

10.Efectos especiales: Las imágenes cinematográficas deben mantener una calidad profesional y estimular al público. Los efectos especiales deben ser usados ​​apropiadamente, cuando complementan la emoción de cada escena y apoyen el ajuste.

* La moral o la ética no tiene que ser agradable, directamente declarada, probada como verdadera (en la película), o incluso tener sentido; Sólo tiene que resonar en la mente de la audiencia.